Inglés en Acción

Título del trabajo: Ingles en Acción.

Autora: GONZÁLEZ, Sonia.

Institución: Proyecto Inglés en Acción.

Resumen: “Inglés en acción es un proyecto innovador diseñado por la docente Susan Hillyard, en colaboración con el Departamento de Lenguas Extranjeras, para enseñar inglés en el ámbito de la Educación Especial con el objeto de favorecer la inclusión de los alumnos con necesidades especiales.

A través de este ensayo se intentará demostrar los beneficios de los procesos teatrales para el aprendizaje de una lengua extranjera en lo general y en lo particular en un sector de la población estudiantil como es el caso que nos convoca.

Explicaré el diseño y el objetivo didáctico y pedagógico del “Action Sack”, un gran bolso conteniendo diferentes materiales, como herramienta fundamental para la enseñanza de la lengua extrajera a través de procesos teatrales, y se intentará explicar en detalles las diferentes técnicas y estrategias usadas en esta propuesta pedagógica donde “Inglés en Acción” forma parte importante dentro del proceso de adaptación a la normatividad y de inclusión a la misma.

Finalmente, se dará un espacio para discutir y debatir sobre las diferentes reacciones de alumnos y docentes ante este innovador e interactivo enfoque metodológico.

Prólogo

 

“Inglés en Acción” es un nuevo proyecto que fue diseñado el año pasado en colaboración con el Departamento de Lenguas Extranjeras, para enseñar inglés en el ámbito de la Educación Especial con el objeto de favorecer la inclusión. El equipo de 20 profesores coordinados por Susan Hillyard, docente formada en “Enseñanza de la Lengua Inglesa a través de Procesos Teatrales”, enseñan inglés en Escuelas de Recuperación, Hospitalaria (Dr. J.P. Garrahan), Huerfanos y Domiciliaria.

La metodología a desarrollar es un nuevo concepto donde el idioma extranjero es enseñado a través de procesos teatrales, usando cuentos, historias, canciones, poesía, arte y movimiento. Cada docente prepara sus materiales empezando por una historia, desarrollando el lenguaje de la misma a través de diferentes recursos y herramientas como muñecos, arte y manualidades, juegos y canciones. Desarrolla de esta forma la curiosidad natural de los alumnos y apunta a la necesidad de juego y movimiento del niño mediante el uso directo de la lengua en el desempeño de distintos roles, improvisación y lenguaje corporal, finalizando cada unidad con una breve representación teatral de los alumnos. De esta manera los alumnos se sienten motivados y aprenden la lengua rápida y eficazmente.

Algunos de los beneficios de los procesos teatrales para alumnos con necesidades especiales:

 

ü      Construcción de la confianza y la autoestima.

ü      autocontrol

ü      Expresión

ü      Comunicación

ü      Educación multisensorial

La técnica aplicada en el campo de acción.

 

Inglés en Acción apunta a que el alumno aprenda el idioma a través del movimiento corporal y utilizando plenamente todos los sentidos. En este contexto, para que el aprendizaje del idioma se realice en forma efectiva, es necesario que la atmósfera en donde se lleva a cabo esta experiencia sea la más favorable posible. Esto es decir que los alumnos encuentren un espacio de pertenencia y donde las actividades desarrolladas sean tan significativas como sea posible.

Una herramienta fundamental para nuestro trabajo es el “Action Sack”. Un gran bolso conteniendo canciones, cuentos, juegos, poesías, disfraces, objetos lúdicos, máscaras y todo aquello que sirva como disparadores de situaciones teatrales donde la imaginación y la creatividad del alumno sean los principales elementos indispensables para una clase efectiva.

Durante el proceso de enseñanza del idioma, diferentes temas centrales son preparados en la bolsa, todo está conectado con un eje central que va enlazando los contenidos en forma coherente y sutil comenzado por lo general con una historia y terminado con la teatralización de la misma. De esta forma, el alumno adquiere el vocabulario y estructuras gramaticales necesarias para producir el idioma en forma oral, a través de actividades lúdicas y le permite hacer una producción propia trabajando así su autoestima y la comunicación con sus pares.

 

Necesidades Educativas Especiales e Inglés en Acción

 

Recordemos que un alumno tiene necesidades educativas especiales (NEE) cuando presenta mayores dificultades que el resto de sus compañeros en el proceso de aprendizaje de los contenidos del currículum correspondiente a su edad y necesita, para compensar dichas dificultades, ciertas adaptaciones significativas en varias áreas de ese currículum.

Es aquí donde Inglés en Acción es parte de esta adaptación significativa y de inclusión, permitiendo que los alumnos encuadrados en esta categoría, puedan desarrollar y afianzar diferentes áreas en su formación intelectual y personal.

 

“Puesta en Escena”

 

Como docente a cargo de dos grupos de alumnos de la Escuela de Recuperación N°3 puedo decir que cuando comencé con estos preadolescentes no tenían nociones del idioma inglés, salvo alguna excepción que podía contener no más de diez palabras obtenidas de la vida cotidiana. Por supuesto que el grupo tampoco entendía consignas en inglés, ni mucho menos toda una clase dictada en este idioma.

Después de un proceso de adaptación a la nueva propuesta, los alumnos comenzaron a desarrollar su vocabulario e incrementaron su curiosidad por aprender nuevos conceptos. Este proceso ha llevado muchas clases, se debe tener en cuenta que los chicos están acostumbrados a clases “tradicionales y convencionales” por lo que “jugar” en sus lecciones de inglés fue romper con sus previas estructuras conceptuales sobre lo que una clase significa.

Para familiarizarlos con esta propuesta innovadora, se comenzó a trabajar con un Action Sack, llamado “Fat Cat on a Mat”. Con este eje temático se puedo hacer el diagnóstico del grupo, y se los nutrió con un caudal de vocabulario y expresiones idiomáticas que sirvieron de base para producciones más profundas y avanzadas. Para esta etapa, la historia contada en varias oportunidades, canciones, la creación de títeres para la teatralización de algunas escenas del cuento, el aporte de ideas por parte de los alumnos para cambiar el final y el uso de los personajes de la historia para establecer rutinas y reglas de convivencia en el aula.

Hasta acá hemos abordado la evolución del grupo en cuanto a lo académico, pero es necesario hacer un paréntesis para relatar el proceso psicosocial que aconteció en este periodo.

En principio las clases eran dictadas en su aula, la cual contaba con una disposición tradicional, en lo referente a pupitres y la ubicación de las docentes. Llegado el momento de participar de Inglés en Acción, se les solicitaba a los alumnos a retirar su mesas y ubicarse en semicírculo para tener la posibilidad de interactuar entre todos al mismo tiempo y recrear un escenario teatral ficticio. La respuesta a este pedido era rotundamente negativa, no había ninguna predisposición por parte de ellos para mover sus escritorios, y en ocasiones se aferraban a ellos como si fueran su lugar de pertenencia y su zona de seguridad.

Al presentarse esta situación en repetidas oportunidades, se solicitó a los directivos de la escuela la posibilidad de tener un espacio fuera del ámbito áulico, por lo que se les asignó otro salón conteniendo solamente sillas para realizar exclusivamente las clases de inglés. Esto fue muy bien recibido por los alumnos, ya que era “su” espacio, pudiendo decorarlo con sus producciones y usarlo como un lugar únicamente para ellos.  Entonces, uno de los objetivos fue alcanzado satisfactoriamente. Los alumnos fueron capaces de dejar su zona de comodidad para acceder a nuevos aprendizajes. A partir de este momento, se empezaron a notar cambios significativos en el grupo. Comienzan a aparecer los movimientos físicos, tales como, arrojar una bola y emitir diferentes sonidos, jugar todos juntos con un trozo de lienzo en forma cooperativa o desplazarse por el aula para identificar figuras y colores para luego pegarlas en un póster al otro lado de la habitación. En lo referente a la oralidad se debe destacar la evolución de los sonidos y la producción de fonemas de la lengua inglesa. Es preciso subrayar que este proyecto se focaliza en la producción oral y la recepción del idioma a través del habla y lo que se está logrando satisfactoriamente.

Luego de este avance, surgieron diferentes actitudes dentro del grupo. Algunos alumnos comenzaron a realizar actividades de actuación, otros comenzaron a expresarse usando palabras en inglés para comunicar sus sentimientos, y otros trajeron vocabulario aprendido fuera del ámbito escolar para chequear su significado. Un interés genuino y significativo había surgido.

El avance fue tan sorprendente que uno de los alumnos pasó de estar con su cabeza apoyada en el pupitre y sin querer interactuar de manera alguna, a participar activamente en las clases y sonreír. Las expresiones gestuales y sonidos son algunas de las herramientas que ellos poseen para lograr el desarrollo de la comunicación. Basándonos en todo lo ante expuesto, se puede asegurar entonces, que el proceso de aprendizaje es evidentemente positivo en todos los casos ya que los alumnos participantes de esta experiencia han demostrado una notable evolución.

En una segunda etapa, los alumnos están ya trabajando con otro Action Sack basado en un clásico de la literatura inglesa, “The Canterville Ghost” de Oscar Wilde. En este momento los alumnos pueden reconocer elementos literarios como escenario, lugar, tiempo, actores y argumento, siendo capaces de retener los conceptos aprendidos, hacer hipótesis y solicitar nuevos saberes.

Aún se está trabajando en lo referente a su movimiento corporal, ya que dos nuevas situaciones problemáticas se presentan. Por un lado, el grupo de alumnos es una población de preadolescentes, o adolescentes en algunos casos particulares, lo que lleva a tener un conflicto con su cuerpo, normal y esperable para su edad, y por el otro lado los alumnos deben ejercitar su autocontrol para poder manejar su comportamiento cuando se encuentran realizando actividades lúdicas y desestructuradas. Esto en ocasiones trae consigo situaciones donde la vulnerabilidad de algunos alumnos es notable por lo que este proceso de incorporación de técnicas de expresión corporal es más lento y paulatino requiriendo un trabajo más delicado.

Es importante destacar nuevamente que esta propuesta pedagógica estimula a los alumnos en forma inconsciente a exceder fuertes barreras intangibles, tales como la falta de autoestima y autocontrol. En virtud de los progresos y logros obtenidos por ellos, de acuerdo a lo planificado, es esperable que los mismos desplieguen y utilicen sus habilidades en el desarrollo de la comunicación oral y la destreza para identificar la palabra hablada en el idioma inglés.

Bibliografía

  • Baldwin P. (2004). With Drama in Mind. (“Con la dramatización en mente”)
  • Maley, Alan and Duff, Alan. Drama Techniques in language Learning (Técnicas Teatrales en el Aprendizaje de una Lengua) Cambrige University Press (1986)
  • Stafford UK: Network Educational Press.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: